Escopetas Semiautomaticas

Estas escopetas se caracterizan por disparar cada uno de los cartuchos sin necesidad de estar recargando el arma tras cada disparo, de allí su nombre. El mecanismo de funcionamiento consiste en volver a emplear el gas que sale con el disparo, a su vez, el gas permite que el cartucho salga y que uno nuevo se posicione en la recámara de tiro. También, algunas escopetas semiautomáticas vienen con el sistema de tiro manual, presente en todos los tipos de escopetas.

Actualmente, las escopetas semiautomáticas se están convirtiendo en la opción más adquirida por las personas. Se pueden utilizar como escopetas de caza, así como también, las fuerzas militares y policiales tienen este tipo de escopetas en sus arsenales. Esto se debe a que las escopetas automáticas son muy fáciles de operar, lo que da como resultado, mejor eficacia tanto en la caza, como en el combate urbano.

Las escopetas semiautomáticas también son más baratas que otros tipos de escopetas, entre las razones que se han expuesto anteriormente, el precio de estas escopetas también ha sido un factor muy relevante a considerar. Los resultados de la eficacia de esta arma no se han hecho esperar; se puede utilizar si el usuario está estático, como si está en movimiento, ya que la recarga no es en muchos casos, manual, sino la hace la escopeta misma.

Un poco de historia de las escopetas semiautomáticas

Para empezar a hablar de este tipo de escopetas, tenemos que remontarnos a principios del siglo XX. Una compañía, llamada Browning, es la que se titula como la primera compañía de armas en patentar una escopeta semiautomática propiamente dicha. Como las escopetas de la época tenían un fuerte retroceso, las escopetas de Browning no tenían retroceso mientras el cartucho se dirigía hacia la recámara de tiro.

Con los mecanismos de la Browning, el creador de dicha escopeta se trasladó a Bélgica, a la Compañía FN (Fabrique Nationale), ubicada en Heristal, la cual comenzó a producir el mismo modelo de Browning. En este caso, la casa Remington (la compañía a la que el creador Browning le cedió el diseño del arma) y FN en Bélgica, comenzaron a producir el mismo modelo de escopeta. Que era la única en su estilo, pues era semiautomática.

Una rareza: tanto en Europa como en Estados Unidos, se producían simultaneamente las escopetas semiautomáticas por la misma fabrica.

Aunque parezca increíble, así lo fue hasta la primera mitad del siglo XX, la casa Remington y la FN en Bélgica empezaron a producir esta escopeta de manera simultánea, esto debido a que su creador la llevó a Europa primero debido a que en su país natal, (EE.UU.) los fabricantes de armas no le dieron el visto bueno. Este raro caso de producción compartida, se dio por estas circunstancias.

Y así continuó su producción en Bélgica hasta poco antes de la Segunda Guerra Mundial. En los Estados Unidos se le continuaron haciendo mejoras y cambiando de modelos, a partir de la segunda década del siglo XX. Para ser exactos, el nuevo modelo de Remington no salió al mercado sino hasta 1954. Cabe destacar, que las mejoras de las escopetas semiautomáticas y muchas otras, se centraban en reducir el retroceso, y con ello, el daño en los hombros.

Sin embargo, el mecanismo primario del sistema de recarga, se sigue usando en este tipo de escopetas. También, vale decir que no han sido desarrolladas escopetas de mala calidad bajo este principio, por lo que hacen a las escopetas semiautomáticas, unas armas muy versátiles, confiables y muy eficaces en el contexto que se utilicen, ya sea en la caza, o en el combate moderno.

Mecanismos de las escopetas semiautomáticas modernas

Las escopetas semiautomáticas creadas en la era moderna, se centran en agregarle más velocidad a la recarga de los cartuchos. Como sabemos, no se recargan manualmente, sino que la recarga vienen dada por el sistema de acumulación de gases, lo que permite que el cartucho disparado salga del arma y que uno nuevo ingrese a la recámara. Las mejoras modernas se centran en optimizar este sistema.

Ha salido un sistema alterno, según el cual, deja abierta la recámara unos instantes de segundo, para liberar aún más la enorme presión que se concentra en la escopeta una vez se dispara. Este sistema alterno, aprovecha la inercia del disparo para que alcance mayores longitudes. Aparte de esto, también le permite a las escopetas semiautomáticas disparar cualquier tipo de cartuchos sin riesgo a que se traben.

En esto radica la eficacia y la fiabilidad de las escopetas semiautomáticas. Este sistema de recarga permite que se pueda disparar sin riesgo a que la escopeta no pueda recargar de forma automática, ni que los cartuchos se traben en cualquier mecanismo por donde pasan. De esta manera, el usuario podrá utilizar una escopeta semiautomática en cualquier situación, de pie, acostado o simplemente andando, no tendrá ningún tipo de problemas.

Algunos fabricantes de escopetas semiautomáticas

Italia es el mayor fabricante de escopetas de este tipo, le siguen Estados Unidos, Rusia y Corea del Sur. Cada uno de estos países tienen su versión de escopetas automáticas, con ligeras modificaciones, pero su principio es el mismo. El fabricante estándar de estas escopetas en Estados Unidos es la compañía Remington, en Italia, se puede mencionar a la compañía Benelli, La compañía Izhmash es la responsable de fabricar estas escopetas en Rusia.

Escopetas semiautomaticas browning

La compañía Daewoo es la que fabrica su escopeta semiautomática en Corea del Sur. Su uso es muy extendido en todos los continentes, y los compradores de escopetas automáticas en todo el mundo, concentran sus adquisiciones de estas armas de estos cuatro países. La mayoría de las veces, estas escopetas son utilizadas por fuerzas policiales y, en la mayoría de los casos, por las fuerzas armadas nacionales de los países compradores.

En el contexto de la guerra moderna, ya una escopeta manual es una desventaja en el ámbito del combate urbano, esto debido a que se debe tener movilidad, rapidez y efectividad para cumplir los objetivos en una ciudad. Por esta razón, las escopetas semiautomáticas ganan más terreno como armas complementarias en los ejércitos regulares.

Vota este post
Esta web utiliza cookies y solicita sus datos personales para mejorar su experiencia de navegación.